Descalcificación

 

De todos los sistemas que se ofrecen en el mercado el único realmente efectivo y que elimina la cal del agua, es el descalcificador de resinas de intercambio iónico.

El único inconveniente es que se regenera con sal y que sustituye los iones de calcio y magnesio presentes en el agua por iones de sodio.

El sodio se puede eliminar con la ósmosis inversa si se quiere beber este agua.